Crece la adopción de dispositivos inteligentes para viviendas