El inversor asiático en España

Directora Nacional Inversiones Extranjeras Capital Markets | Directora Nacional China Desk

«El creciente interés del inversor asiático en nuestro país es ya una realidad»

¿Quién nos iba a decir hace unos años que el inversor asiático iba a ser uno de los grandes actores del sector inmobiliario español en nuestros días? Nadie contaba con que grandes empresas originarias de este continente iban a tener objetivos tan altos de inversión fuera de sus fronteras. Y no sólo nos referimos a inversión en activos inmobiliarios, sino que los intereses de las macro-empresas chinas, y asiáticas en general, se dirigen igualmente a la compra de sociedades españolas, o participaciones en las mismas, como hemos visto en varias transacciones cerradas en este sentido.

Paloma Relinque e Isabel Benéitez, responsables de inversión extranjera de CBRE, nos explican los aspectos clave de la entrada de capital asiático en nuestro país.

A nivel internacional, ¿cómo ha evolucionado la inversión asiática recientemente? ¿Se puede hablar de una “región favorita”?


P.R:

Los inversores asiáticos destinaron al sector inmobiliario global en 2014 un 24% más que el año anterior, hasta los cerca de 40.000 millones de dólares, según un reciente estudio de CBRE a nivel internacional. Esto supone una evolución muy considerable y que, creemos, se mantendrá e incluso se incrementará en el corto-medio plazo. De hecho, ya en el primer semestre de 2015 invirtieron 19.000 millones de dólares a nivel global, lo que supone un 13% más respecto al mismo periodo de 2014.

«Durante el primer semestre del 2015, la mayor parte del capital procedente de Asia vino de China»

I.B:

De la inversión asiática en 2014, 13.700 millones de dólares fueron a parar a la región de EMEA, lo que la sitúa en primer lugar, seguida por los 12.000 millones de dólares invertidos en la propia Asia, 8.900 millones de dólares en Estados Unidos, 5.200 millones de dólares en la región del Pacífico y el resto en otras áreas del mundo.

Si nos referimos al primer semestre del 2015, EMEA mantuvo también la primera posición con un total de 6.600 millones de dólares invertidos, una subida del 26% comparado con el mismo periodo de 2014. En cuanto al continente americano, también se dan incrementos significativos con subidas del 20% y de nada menos que del 63% en la región del Pacífico. Sin embargo, Asia sufre un llamativo descenso del 40% respecto a 2014. Esta bajada refleja una situación de mercado caracterizada por la falta de producto y menor liquidez.

«De la inversión asiática en 2014, 13.700 millones de dólares fueron a parar a la región de EMEA, lo que la sitúa en primer lugar»

¿Qué previsiones contempláis en cuanto a la evolución de la inversión asiática en nuestro país?


P.R:

Creemos que la evolución va a ser positiva. Por un lado, el “visado de oro” o “Golden Visa” como se la conoce −ya en funcionamiento desde finales del 2013− está favoreciendo, sin duda, la presencia en nuestro mercado de un buen número de inversores, facilitando su libre entrada a nuestro país. Si nos fijamos en el caso de Portugal, donde hemos visto que el número de transacciones se ha incrementado notablemente desde el lanzamiento de dicha iniciativa, podemos afirmar que en España podría seguir la misma trayectoria.

 

I.B:

Efectivamente, la tendencia inmobiliaria es que la inversión asiática en España evolucione favorablemente. Las previsiones para Europa son muy positivas, de claros incrementos en el número de transacciones, por lo que en nuestro país podemos pensar que ocurrirá lo mismo, teniendo en cuenta que España es uno de los países europeos con mayores recorridos esperados.

 

¿En España, qué sectores han despertado un mayor interés en el inversor asiático?


P.R:

El inversor procedente de China, y Asia en general, con interés en nuestro país ha mostrado hasta ahora especial apetito por el segmento de oficinas, hoteles, residencial y Retail. Estas preferencias se han manifestado en operaciones de distinta naturaleza y por todos conocidas, como la del Edificio España, que aúna residencial, hotelero y comercial en un mismo inmueble, la participación del Gobierno de Singapur en GMP, la compra por parte del Grupo filipino Emperador de Torre Espacio o la compra del Hotel Ritz por parte de Olayan–Grupo Mandarín, de capital árabe-chino. Para uso propio, destaca la del edificio de Paseo de Recoletos 12, en Madrid, que el banco chino ICBC compró al Ayuntamiento de Madrid en 2012 para abrir sus oficinas.

 

I.B:

En base a la experiencia internacional reciente de operaciones cerradas, los inversores asiáticos prefieren las oficinas (54%), por delante de hoteles (16%), retail (11%), industrial (7%) y residencial (5%). Cierto es que en España, por el peso del sector turístico y de ocio, el segmento de hoteles tiene especial relevancia para el inversor asiático, con numerosas adquisiciones firmadas recientemente. Entre las que podemos citar, además de la del Hotel Ritz de Madrid en 2015, se encuentran las del Hotel Porta Marina en Barcelona por parte de Frasers Centerpoint Limited (origen de Singapur), el Hotel Valparaíso Palace por GPRO en Palma de Mallorca, cuyo origen es Chino, así como el Hotel Asturias por parte de Platinum Estates o el Hotel Intercontinental comprado por Katars.

En cuanto al mercado residencial, el interés por adquirir propiedades en España ha ido en aumento. Por destacar un dato interesante, los compradores de origen chino ocupan el 8º puesto en el ranking de compradores extranjeros de vivienda (según datos del 2º Trimestre del Colegio de Registradores de la Propiedad).

«Oficinas, hoteles y Retail son las tres tipologías de activo preferido por los inversores asiáticos»

¿La inversión asiática entra al inicio del ciclo inmobiliario invirtiendo en suelo?


P.R:

Efectivamente, otro producto en el que el inversor asiático tiene puestos sus ojos es el suelo y hay que decir que muestra una gran preferencia por grandes desarrollos que incluyan un mix de usos variado. Incluso, podemos decir que no muestra reparos a entrar en suelos en los que haya que acometer algún tipo de gestión urbanística para su desarrollo.

 

I.B:

Sí, existen varios inversores asiáticos de perfil promotor que muestran mucho interés principalmente en desarrollos comerciales e industriales. Además, es importante citar también la buena predisposición de este tipo de inversores para llevar a cabo actuaciones, no sólo en suelo sino también en producto construido dentro de las ciudades para rehabilitación y reforma de sus superficies, cambios de uso, etc. para el segmento residencial, oficinas y retail.

 

El inversor asiático, ¿es de ciudad o de costa?


P.R:

Tanto en Europa como en España, los inversores asiáticos se han focalizado en las grandes ciudades como Madrid y Barcelona. Sin embargo, también están mostrando mucho interés en las zonas de costa, debido a su atractivo turístico y de ocio.

 

I.B:

Ejemplos en este sentido tenemos muchos, con numerosas transacciones de hoteles en la costa, las Islas Baleares y Canarias. Hay inversores asiáticos centrados en este tipo de activos y no sólo en “el ladrillo”. Conocemos grupos empresariales asiáticos que han comprado participaciones en cadenas hoteleras, como HNA, principal accionista de NH Hoteles con un 29,5% de sus acciones.

El inversor asiático en España
5 (100%) 1 voto
Directora Nacional Inversiones Extranjeras Capital Markets | Directora Nacional China Desk