Propietarios y espacios flexibles… ¡Ahora sí!